COEBA CREEX CEOE CEPYME horizontal1

CREEX apoya al sector hostelero en su demanda de mayor flexibilidad fiscal, ante la amenaza de cierre de muchos negocios

bar 3623310 640

La Confederación Regional Empresarial Extremeña (CREEX) ha mostrado su total apoyo a las peticiones de la Asociación de Empresarios de Servicios Turísticos de Extremadura (SETEX), en el sentido de que el Ministerio de Hacienda sea flexible en las exigencias de pago de impuestos, retenciones y otros conceptos, en vez de seguir apretando a los empresarios con exigencias bajo amenaza de sanción “porque están en riesgo muchas empresas y muchos empleos”.

 


Desde SETEX, su Presidente Antonio Martínez ha puesto de relieve las dificultades económicas por las que pasa el sector, y ha afirmado que la asociación ha recibido muchas quejas de asociados debido al gran número de notificaciones que han recibido en las que se les apremia al pago de estos conceptos y se les advierte de las consecuencias de no abonarlo.
En su opinión “se está siendo excesivamente celoso, especialmente vigilante, con la hostelería en un momento como el actual”. También ha afirmado que ahora “no se puede llevar a cabo esta estrategia” y ha pedido que se instauren fórmulas para que estos pagos se realicen de forma progresiva, de forma más dilatada en el tiempo, pues los ingresos han caído en muchos casos de forma significativa.

En su opinión, “ahora no deben ponerse tantas trabas, ni instaurarse tantas advertencias” sino “entender la situación por la que pasan pequeñas empresas y autónomos”, que tuvieron nulos ingresos en el confinamiento y ahora intentan recuperarse.

“Ante esta tesitura y si se apremia a abonar todos los pagos, muchos negocios están abocados al cierre en breve tiempo”, ha explicado el responsable de SETEX. Martínez ha explicado que se han tomado algunas medidas de apoyo al sector, pero por ejemplo “no se puede aplazar el abono de las retenciones de los trabajadores o las retenciones de los alquileres”. Además, ha recordado las dificultades actuales que se encuentran los empresarios para abonar los alquileres de los locales aún pese a las iniciativas instauradas por el Gobierno. Ésta problemática “acontece en todo el país”, aunque no obstante se trasladará a la Junta de Extremadura para que dé cuenta al Gobierno de la situación por la que pasa el sector autonómico.

Desde la CREEX, Javier Peinado, Secretario General de la organización, ha explicado que en estos momentos lo que necesitan las empresas hosteleras “es apoyo, no presión, están saliendo de una situación muy difícil, tras meses sin ingresos, y no es de recibo que se les aplique tanta rigidez recaudatoria, porque si se las sigue asfixiando, irán al cierre, y sin empresas no hay empleo, ni tampoco recaudación fiscal; Hacienda debe ser consciente de esto y articular sistemas que respondan a la excepcionalidad de la situación. Mal se puede ir a Bruselas a pedir apoyo en razón de la crisis económica que se nos ha presentado cuando por otro lado no se tiene esa sensibilidad para las empresas, y se las deja a su suerte. Hay que predicar y dar trigo”.

Por ello, la CREEX va a trasladar este problema tanto a la Junta de Extremadura como a las organizaciones empresariales de ámbito nacional para que se inste al Gobierno de España a tomar medidas que ayuden y no que lastren.